A diferencia de los hombres, las mujeres pueden pensar y hacer con más facilidad en varias cosas a la vez, incluso mientras tienen sexo pues muchas no están del todo concentradas en lo que hacen.

Pero si logras desconectarla de todos esos pensamientos y cosas pendientes, lograrás que sea tuya exclusivamente.

Para lograr eso es importante saber cómo excitar rápido a una mujer, una vez que logras eso, lo demás es un poco más sencillo.

Así que lee con atención estos súper tips para lograrlo

1. Tu lenguaje corporal:

Cuando hables con ella, mírale a los ojos y también los labios, este es un secreto que no muchos conocen, ya que cuando le miras los labios es una manera subliminal de dar señales de deseo. Una mujer necesita sentirse deseada y la mejor manera de hacerlo es mirándole los labios por lo menos un 20% del tiempo que hablas con ella.

2. Besos en la nuca.

En especial la parte posterior del cuello es altamente sensible, así como  los lados y sus orejas. Mordisqueando sus lóbulos o suavemente mordiendo su cuello.

Detente si ella siente cosquillas y en todo momento evita respirar pesadamente en esa zona.

3. Tu actitud lo es todo

A diferencia de los hombres, las mujeres no se excitan cuando te pones ropa ajustada para resaltar tus músculos. El asunto es más complejo y todo depende de cómo la hagas sentir.

Una actitud de confianza, seguridad y un poco de picardía, es una combinación irresistible para una mujer.

Una manera de lograr esto es siendo espontaneo, es decir hacer cosas que ella no espera. Eso creará un ambiente de sorpresa y misterio.

Por ejemplo, podrías hacer esto:

  • Mírala fijamente y pídele que no se mueva, luego muévele el pelo hacia detrás de la oreja y frotarle suavemente la oreja como lo hagas.
  • Luego dile “te ves más linda así”
  • Mientras le miras a los ojos y después sus labios.

4. Sé tierno pero atrevido

Las mujeres pueden parecer contradictorias, a veces dicen sí cuando en realidad significa que no y dicen que “todo está bien” cuando en realidad están molestas.

En esos casos nada les agrada mejor que un hombre que las comprenda y diga “confía en mí, dime sinceramente qué es lo que sucede”

Lo mismo aplica cuando intentas excitar a una mujer, ellas quieren una mezcla de ternura y  picardía. Quieren una mezcla entre caballero inglés y bárbaro salvaje que las lleve a la cama.

Te recomiendo hacer esto.

Toma su mano y llévala a tu boca, mírale a los ojos y dale un beso en la mano (como lo hizo Leonardo Di Caprio en la película Titanic) dile que te daba curiosidad por hacer eso que habías visto en las películas.

Luego mírala con una sonrisa y pasa tu mano por sus mejillas tocando suavemente sus labios.

Créeme que eso la hará sentir en las nubes. Son esos momentos de tensión las cuales excitan a una mujer y la única manera de liberar la tensión es mediante el contacto físico.

Esa es la oportunidad que estabas esperando, besarla tiernamente y luego con mucha pasión.

Allí le estarás dando su combinación de caballero inglés y bárbaro salvaje.

Conclusiones

Observa bien lo que ella hace, dice y piensa, conocer a una mujer hasta en los más mínimos detalles es el secreto de la seducción. Y lo más importante, mantén una actitud positiva, dominante y con mucha autoconfianza.